viernes, 24 de octubre de 2008

Brasil ¡oh, la, la! (quinta parte)

CAPITULO QUINTO
(ir al cuarto capítulo)


No ha nacido chulo que se vaya de rositas después de haber restregado sus genitales por la cara de un policía español, y menos aún si este policía es un teniente y se llama Vicente.
Mi mano agarró con fuerza los testículos del hombre que había empujado mi cabeza contra ellos. Un gruñido sordo de dolor y un encogimiento fueron sus únicas reacciones, luego se quedó inmóvil y a mi merced.
Se los hubiese estrujado hasta que se los viese salir por la boca, y en ello estaba hasta que un hombre armado salió del cuarto de baño, otro de bajo la cama y un tercero de dentro del armario. Los tres me apuntaron con sus pistolas sonando al unísono el chasquido de sus cargadores.
Pasaron unos pocos minutos desde de que yo le soltase sus partes hasta que el hombre se recompuso. Le bastó con hacer un simple gesto para que los demás dejasen de apuntarme y guardasen las armas.
Con la respiración aún entrecortada por el dolor, el hombre se identificó como el sujeto al que yo debía dar caza, el tal “Martínez”, al mismo tiempo me dijo que mi misión había sido un fracaso y que ese era el último día de mi vida, amenaza ésta que no surte efecto intimidatorio en un policía. Sin embargo que acabase diciendo que yo era muy bueno en la cama hizo que se me subiesen los colores.
Tras esto ordenó a sus hombres que me arrojasen al mar para convertirme en pasto para tiburones.
Sin más vestimenta que mis calzoncillos, salimos de la habitación los cuatro. Uno de ellos caminaba delante y yo tras él, flanqueado por los otros dos quienes me sujetaban uno por cada brazo.
Recorrimos el pasillo, bajamos en el ascensor y atravesamos el garaje. Cuando se disponían a introducirme a la fuerza en el maletero de un coche, sentí como uno de ellos caía desplomado al suelo, al mismo tiempo que se escuchó el chasquido de un cargador y una voz que me resultó muy familiar:
-suelten a ese hombrrre- Era mi colega ruso.
-Smirnof, hijo de putin, cuanto me alegro de volver a verte-.
Obedecieron y me liberaron, tras lo cual los desarmé y con la ayuda del ruso los atamos y amordazamos, introduciéndolos a los tres en el maletero del coche.
-ahorrra vamos por Marrrtinez, Vicente- ordenó mi colega.
Camino de la habitación en la que estaba “Martínez”, y esperando que el ruso me refrescase un poco la memoria, saqué la conversación de la noche anterior como quien no quiere la cosa.
-ufff, vaya nochecita, no recuerdo nada de lo que ocurrió-.
-jejeje- sonrió el ruso con una pizca de malicia, luego continuó:
-me quedo sorrrprrrendido con la prrrofesionalidad de los policías españoles. Ayerrr noche, en cuanto indentificaste al sospechoso, te has ido descarrradamente a porrr él… y ya veo que no has tenido ningún impedimento en llegarrr hasta el catrrre con tal de echarle el guante, jajajaja-.
Dicho esto le hice un gesto para que no siguiese hablando. Lo que había sucedido no había sido más que una actuación policial que debería quedar en el olvido o en secreto del sumario.
Detuvimos a “Martínez”, al que también atamos y amordazamos, y tras ponerme algo de ropa los tres volvimos a hacer el mismo recorrido que unos minutos antes había hecho yo con mis captores.
Lo introducimos en el mismo coche en el que los matones iban en el maletero y nos dirigimos hacia el puerto de Río, donde mi colega me facilitó un medio seguro para abandonar Brasil llevando conmigo al delincuente.

Continuará... (ánimo que ya queda poco)

6 han comentado:

guille dijo...

acabo de poner algo en el blog de la Liga que te interesa.

Quien fue el animal que marco que iba a dejar de fumar para siempre?

senovilla dijo...

Yo he votado por que lo iba a dejar para siempre.

Voy yo también a fisgonear a Guille.

Saludos.

darkmanburt dijo...

Venga animo para la siguiente.

VolVoreta dijo...

yo sigo pensando que el ruso no es de fiar...pero sea lo que fuere, el Teniente ha madurado de repente, como un capullo en flor :)
Un bico

Guille,
...fuí yo :)

VolVoreta dijo...

yo sigo pensando que el ruso no es de fiar...pero sea lo que fuere, el Teniente ha madurado de repente, como un capullo en flor :)
Un bico

Guille,
...fuí yo :)

Losliantes dijo...

Menudo Viaje...
Te he votado en 20minutos