miércoles, 25 de marzo de 2009

16 refranes

Como dice un refrán “hasta el cuarenta de mayo, no te quites el sayo”, y ayer 24 de marzo yo salí a la calle en camiseta para presumir de figura y hoy tengo un resfriado de aúpa.
Y total para nada porque para una que miró para mí lo hizo para decirme que se me estaba poniendo el pelo muy blanco, lo cual me lleva a pensar que ayer me equivoqué de estrategia y que en lugar de salir en camiseta a la calle debí haberlo hecho con jersey y sombrero.
Otro refrán dice que “rectificar es de sabios”, y si bien es cierto que ayer he rectificado, el haberlo hecho a destiempo más que por listo me deja quedar por idiota. A ver qué pensarás tú sino, que después de pasar frío por la calle durante casi todo el día al llegar a casa me ponga de manga larga y gorra.
Por tal motivo esta mañana me he levantado con moquitis en la nariz, pero como bien dice otro refrán “a quien madruga Dios le ayuda”, lo cual he comprobado que es cierto ya que me he gastado el poco papel higiénico que quedaba en sonarme los mocos, dejando así al último en levantarse en una situación de apuro, pues como se levante con ganas de cagar, ¿a ver cómo carallo se limpia el culo?.
Ya sé que soy un poco cochino escribiendo, pero aunque parezca que no, tú no eres menos que yo, pues como dice otro refrán “dime con quién andas y te diré quién eres”. Y no me respondas con el de que “cree el ladrón que todos son de su condición”, porque yo te podría responder con otro muy bueno pero que ahora mismo no recuerdo.
Como podéis comprobar en esto de los refranes “estoy más puesto que un calcetín”, ¿será por eso de que la “sabiduría y desengaños, aumentan con los años”, o será porque los estoy leyendo en una página web?.
Sea por lo que sea, dice otro que “hombre refranero, hombre majadero”, y es cierto porque yo loco estoy un poco, claro que ya conocerás este de “dime de qué presumes y te diré de qué careces”, pero mejor ese que este otro parecido y que dice que “hombre refranero, maricón y embustero”, y esta palabrota no la he dicho yo, que sólo copio y pego tal como la leo en el refranero.
El caso es que “nunca es tarde si la dicha es buena”, y aunque digan que “burra vieja no aprende” siempre hay una “excepción que rompe la regla”, así que a partir de hoy y por mucho que luzca el sol, jersey de manga larga hasta pasado el mes de mayo, porque como bien dice otro “hombre prevenido vale por dos”, que después “Dios le da mocos a quien no tiene pañuelo” y luego se los tiene que limpiar con papel higiénico.
Llegado a este punto tengo que poner fin a esta entrada porque busco y busco, pero no doy encontrado uno que diga en caso de no tener papel, como se puede limpiar el culo.

8 han comentado:

Aspective dijo...

JA JA JA
Da gusto entrar aquí. Siempre te llevas una sonrisa puesta.
Gracias por ello

Alex dijo...

jajajaja genial!! Simplemente genial!!!
Es la primera vez que te leo y la verdad que me ha encantado. Me has arrancado una sonrisa a las4:34 de la mañana, lo cual es todo un éxito.
(Debo confesar que el vodka me ha ayudado ligeramente a reir).

Saludos!

Vitalnn dijo...

"de los descuidaos, viven los avispaos", eso has hecho tu con el papel higiénico, jejejeje.

Y bueno "hombre refranero, hombre sincero", ¿será ese el secreto de tu éxito?

Un saludo amigo.

Carmen dijo...

Abrígate amigo que hay uno que dice "En Abril, aguas mil" no vayas a coger una pulmonía.

Un besito y cuídate ese resfriado

Opaito dijo...

Aqui en mi pueblo se le dice a eso que te pasa por "chulear", juas

senovilla dijo...

A quien madruga dios le ayuda, yo llevo toda la semana levantandome a las 6.30 y aún no he visto ninguna ayuda, menos mal que que con la ronda me voy a la cama relajado y con una sonrisa.

Saludos Cordiales.

DaniBai dijo...

Pues hay uno muy bueno que todavía no lo han metio en el gran libro refranero... Cuando te falte el papelillo, déjate las bolitas secar en el flequillo y recoge los frutos en el calzoncillo jajajajaja

El tonto de la colina dijo...

A tener cuidado con los refranes, amigo, yo antes también salia muy temprano de mi casa diciendo que "al que madruga Dios le ayuda", hasta que el que llega siempre tarde me replicó que "No por mucho madrugar, amanece más temprano", y el más pícaro de la oficina nos ganó a ambos diciendo que "Por uno que madruga, hay otro que no se acuesta"
Bueno tu blog, al que he llegado por recomendación de otro blog amigo. Voy a perdonarte haberme ganado por puesta de mano con la idea de este post, y voy a colocar un enlace en mi propia guarida bloguera.
Muchos saludos!